"Me llamó para presionarme"

ARSLANIAN ACUSO A FAGGIONATO EN EL JUICIO POLITICO QUE REALIZA EL CONSEJO DE LA MAGISTRATURA
“Me llamó para presionarme”

por Federico Poore
Página/12, 26-02-2010

El ex ministro de Seguridad le endilgó al juez suspendido haber hecho “fracasar investigaciones sensibles” y haber operado a favor de “un grupo de policías malos”. También declararon ex secretarios de Faggionato Márquez.

El ex ministro de Seguridad bonaerense León Arslanian acusó ayer al juez Federico Faggionatto Márquez de haber hecho “fracasar investigaciones sensibles” de distintos crímenes y de haber operado a favor de “un grupo de policías malos”, en lo que fue la tercera jornada del juicio político al suspendido magistrado federal. Su denuncia fue la contracara de los testimonios de los ex secretarios del juez de Zárate-Campana, que más temprano defendieron a su jefe de las acusaciones de mal desempeño y aseguraron que “jamás se apartó” de la ley.

El juicio político que se le sigue a Faggionato continuó ayer en el Consejo de la Magistratura con una segunda tanda del total de diecinueve testigos de la causa. Los consultados coincidieron en señalar que con las audiencias de ayer en la sala de Libertad 731 “todavía no se inclina la aguja”, aunque en el Consejo que preside el juez Luis María Cabral confían en que el resultado final será la destitución.

Los primeros en declarar, desde las 10, fueron los testigos propuestos por Faggionato. Juan Arroquigaray, un empleado del juzgado federal de Zárate-Campana, aseguró que el magistrado “jamás se apartó de las normas legales” y que actuaba personalmente en muchos de los operativos que ordenaba. En defensa del desempeño de su jefe, Arroquigaray aseguró que “llegaba muy temprano” al juzgado y que incluso concurría “personalmente” a los allanamientos. Al ser consultado por las imputaciones, afirmó no recordar el trámite de algunas de las causas por las que luego se lo acusó al magistrado.

Le siguió el abogado Horacio Henricot, mencionado en la acusación como “socio” de Faggionato en maniobras presuntamente relacionadas con una asociación ilícita, que habrían integrado él mismo, el juez y dos comisarios exonerados de la Bonaerense, con el supuesto objetivo de apropiarse de una cosecha de soja en un campo de la localidad de Otamendi.

Henricot respondió de manera vaga y extensa todas las preguntas, según contó una de las personas presentes, quien calificó su declaración como “un verdadero show”, en el que habló de su ex mujer y dio numerosos detalles sobre su vida privada. El letrado afirmó no tener ningún pedido de indagatoria en su contra y sentir un “terrible dolor” por haber sido involucrado en irregularidades. Además, aseguró que antes de la audiencia había visto “sólo una vez” al suspendido juez federal, al que ahora nota “bastante cambiado”.

Luego de algunos problemas con el aire acondicionado, que forzaron el pedido de un cuarto intermedio, la audiencia continuó pasadas las 17 con las declaraciones de León Arslanian, quien fuera ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires. El ex camarista federal acusó a Faggionatto Márquez de haber “operado” a favor de “un grupo de policías malos” sospechados de corrupción y le adjudicó haber “amañado una causa” contra un policía honesto enviado en reemplazo de los anteriores.

En el marco de la causa por el campo de soja, Arslanian mencionó como “un hecho inexplicable” la detención sin causa del ingeniero contratado por el dueño del terreno para controlar el destino de la cosecha, cuyo producto luego desapareció.

Faggionato “le negaba órdenes de allanamiento y otros trámites demorando investigaciones criminales complejas hasta hacerlas fracasar”, detalló Arslanian, que también denunció aprietes del magistrado. “Me llamó por teléfono para presionarme, pero yo no atendí”, expresó. Su exposición fue seguida de cerca por la diputada oficialista Diana Conti, que si bien no participa del juicio preside la comisión de acusación del Consejo de la Magistratura.

Consultado por este diario, Arslanian subrayó que aún más grave que “el uso irregular de recursos judiciales” por parte del suspendido magistrado fue que Faggionato “haya metido presos a tres policías que no le resultaban funcionales”.

El presidente del Consejo de la Magistratura, el juez Luis María Cabral, explicó a Página/12 que el relato del ex ministro fue “lo más importante de las audiencias” de ayer. La cita concluyó recién a las 22.15 de anoche.

Al término de la jornada, el consejo consideraba suspender la reunión de hoy y pasar las citaciones restantes para la próxima semana. “Fue un día agotador”, coincidieron los consultados.